ALCAZABA DE BADAJOZ

 

LA ALCAZABA DE BADAJOZ

Por Elisa Simon 

 
 
 
El origen de la ciudad de Badajoz, se encuentra en su alcazaba. En tiempos romanos se hallaba en esta zona una pequeña aldea, que vivía a la sombra de Mérida.
Con la llegada del Islam a la Península, hacia principios del siglo VIII, comienza una historia apasionante.

 

El fundador de la ciudad fue el muladí rebelde, Ibn Marwan, quien causó graves inconvenientes a los primeros emires Omeya de al-Andalus.
 
pinchar aquí  para leer el post “Ibn Marwan, fundador de Badajoz”
 
La alcazaba se forjó entorno al pequeño fuerte alzado sobre el cerro de la Muela por Ibn Marwan, donde vivía la población y el grupo militar de ibn Marwan. Pronto mandó construir una mezquita así como los servicios más importantes para la vida diaria, siempre protegidos por una fuerte muralla.
La población se componía en su mayoría por mozárabes, (población cristiana hispanogoda) que poco a poco fueron adoptando la cultura islamica e incluso abrazaron el Islam, pasando a ser muladíes (cristianos convertidos).
 
muralla de la alcazaba de Badajoz, su trazado es de época almohade con modificaciones posteriores

El trazado de la alcazaba debió permanecer casi sin modificar hasta la caída del califato, en el siglo X.  En el siglo XI, bajo los reinos de taifas, la dinastía aftasí  llevaría a cabo una ampliación del recinto, debido al aumento de población y las necesidades de la corte de origen beréber. Ibn al-Aftas,  era la mano derecha de Sabur, primer rey de Badajoz. pinchar aquí para leer post “lápida de Sabur”

 
De esta manera, comenzó la historia de la dinastía de tres generaciones de los banu al-Aftás, que gobernaron el territorio a lo largo del siglo XI, un territorio que abarcaba parte del actual Portugal, siendo las ciudades más importantes Coria, Coimbra, Lisboa, Santarem, Beja, Evora. En el interior de la alcazaba se vivieron épocas de esplendor cuando en la corte residian poetas y científicos y reinaba la abundancia y el bienestar. Sin embargo, los aftasies debían hacer también frente a sus enemigos, que no eran pocos. Los cristianos del norte y los propios andalusies, concretamente la taifa de Sevilla.
La muralla de la alcazaba sufrió varios ataques y asedios, debiendo reconstruir trozos de ella en varias ocasiones.

 

muralla con torres de la alcazaba de Badajoz, su trazado actual es en su mayoría de época almohade con modificaciones posteriores

 

Al-Idrissi: “…. La ciudad de Badajoz es una ciudad notable, situada en un llano y rodeada de fuertes murallas … “
 
Cuando llegaron los almoravides en el 1091, el último rey taifa, al-Mutawakkil, y su hijo fueron ejecutados, poniendo un final trágico a la brillante dinastía aftas.
Debemos esperar hasta mitad del siglo XII cuando los almohades ampliaron la cerca de la alcazaba, trazado que sigue aún vigente en líneas generales. Fue construida casi por completo en tapial, petimetra una superficie de ocho hectáreas y tiene forma ovalada, reforzada por una barbacana con numerosas torres.
Hacia el 1169 se abrieron nuevas puertas, como la de Yelbes, con ingreso en recodo o la coracha de acceso directo. El primer tipo de acceso consta de dos puertas, una interior y otra exterior, situadas en ángulo recto una con respecto a la otra y con un espacio rectangular  en medio con idea de encerrar al enemigo. La puerta del capitel y la del Alpendiz tienen las mismas características.
 
Puerta de Yelbes, siglo XII almohade

 

Puerta del capitel, siglo XII almohade
 La puerta llamada de la coracha, es de acceso directo ya que por ese flanco la alcazaba cuenta con la defensa natural del río Guadiana. Además, los almohades habían construido un sistema de abastecimiento de agua, mediante tuberías y el acopio de agua se hacía a traves de un corredor entre muros perpendiculares a la muralla, que llegaban hasta el río, donde se levantaba una torre, hoy desaparecida. De hecho se denomina coracha al muro que baja hasta el río, si bien se ha hecho este nombre extensivo a la puerta.

 

Puerta llamada de la coracha, siglo XII almohade

 

Entre las diversas torres destaca la llamada de “espantaperros”, se trata de una torre albarrana de época almohade, es decir, exenta de la muralla y comunicada con ella por un adarve. Tiene forma octogonal y defendía la zona menos protegida de la alcazaba, cuenta con dos plantas. Sus muros son de argamasa con imposta de ladrillo señalando el nivel de la terraza, a la cual se accede por una estrecha escalera.

 

torre albarrada almohade, llamada de “Espantaperros”

 

Los almohades se ocuparon de ampliar la mezquita del siglo IX de Ibn Marwan con más naves.
Cuando los cristianos conquistaron la ciudad, no se realizaron nuevas obras. Con el paso del tiempo, familias de la nobleza erigieron en el interior de la alcazaba sus palacios, como los duques de Feria, que alberga hoy en día el Museo Municipal de Badajoz, en una de cuyas salas se exponen los hallazgos andalusíes, como capiteles, lápidas funerarias y objetos de la vida diaria.

 

Lápida funeraria de al-Mansur (abu Muhammad ´abd Allah ben Muhammad ben Maslama al-Aftas), segundo
rey taifa de Badajoz (1022-1045) inscripción: “esta es la tumba de al-Mansur, que Dios le sea misericordioso.
Murió en el año 437 (de la Hégira)=(1045 d.C.)

 

pie de trono o silla de gobernante, realizado en piedra y datado hacia el siglo XI. Se trata de dos cabezas de león, de trazado arcaico

 

se construyeron Iglesias y ermitas y en tiempos más actuales se instaló la Biblioteca entre los restos de la vieja mezquita andalusi. La alcazaba de Badajoz forma parte de la ciudad, por lo que su acceso es libre. Saliendo por la puerta del capitel, que era la puerta principal de comunicación con la medina, se encuentra la plaza de San José, donde se encuentran una serie de casas mudéjares, una de las cuales contiene un patio almohade, hallazgo arqueológico realizado hace unos años. La pequeña fuente a ras de suelo y los frescos de sus muros componen dichos restos almohades.

 

patio almohade, hallado en una de las casas mudéjares, Badajoz

 

detalle de la fuente a ras de suelo de época almohade

 

frescos correspondiente al patio almohade, hallado en la casa mudéjar de Badajoz
vista general de Badajoz

.

(Visited 83 times, 1 visits today)
Elisa Simón

Soy argentina y vivo en España, desde que llegué me cautivó su historia andalusí. Desde entonces leo, estudio y aprendo cada día acerca de este fascinante período de la historia.

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

 

 

Síguenos en las redes sociales

[icon type=”fa-facebook” size=”icon-3x” url=”https://www.facebook.com/DeAlAndalusASefarad/” box=”true”] [icon type=”fa-instagram” size=”icon-3x” url=”https://www.instagram.com/dealandalusa/?hl=es” box=”true”] [icon type=”fa-youtube” size=”icon-3x” url=”https://www.youtube.com/channel/UCZwTW11Pm0qRpRC1D89Yi_g” box=”true”]